Tercer tip detoxificante

06.09.2018

Bueno pues ahora pensemos en el sistema excretor, el alcantarillado del organismo. El Intestino Grueso acumula muchos restos y toxinas pegadas a sus paredes al igual que lo hacen las tuberías de una casa. Os propongo una limpieza del sistema, con un método simple y fácil de hacer en casa. Necesitareis un irrigador , los suelen vender en la farmacia. Hay que hervir tres cucharadas colmadas de café molido en 1 litro de agua durante 3 minutos , y después reposamos ese agua unos 25 minutos hasta que esté templada. Filtramos para retirar los posos e introducimos el agua en el irrigador.

Para poner el enema, lo mejor es de rodillas con la cabeza en el suelo, pero tumbado de lado también se hace bien. Ponemos una toalla en la cama y nos recostamos sobre el lado derecho. Procuramos retenerlo entre 7 y 10 minutos. Después deberías ir al baño...

Deja una sensación de ligereza muy agradable y hay quien siente también mejoras en la piel en los días siguientes, sobre todo las personas con tendencia acneica. El enema de café es una técnica que no has de repetir muchas veces, es algo que se hace puntualmente para limpiar el intestino, así como una o dos veces al año. Y también me gustaría puntualizar que NO es un tratamiento anticancerigeno eficiente, aunque durante unos años se popularizó como tal. Pero si que es eficiente para dejar las tuberías limpitas, limpitas......